martes, 11 de mayo de 2010

Resumen del "Cardenismo"

EL CARDENISMO
(Autor: Gilli)

Con Lazaro cardenas subio el poder en Mexico, el 10 de diciembre de 1934, la tendencia radical constituyente de queretaro llevava por la ola creciente de luchas obreras y campesinas que determinaron la segunda fase de ascenso de la revolucion mexicana.

El gobierno de obregon llevo adelante su tarea de desarrollar las bases de la nueva burguesia mexicana en medio de un complicado juego de equilibrio sobre las fuerzas contradictorias en las que debio apoyarse. Reprimio huelgas e hizo conseciones al movimiento obrero.

Favorecio al desarrollo de un aparato de burocratas sindicales, encabezado por Luis N. Morones que llegaron a su punto culminante de corrupcion y sumicion al estado capitalista en el regimen de Calles, del cual Morones fue suministro.

Resistio la precion del imperialismo y finalmente le hizo grandes conseciones aunque no todas , extermino una buena parte de los jefes militares constitucionalistas y reprimio sangrientamente todo intento de sublevacion o rebelion militar. Repartio tierras, dicto algunas dispociciones agrarias de tinte radical , pero paralizo de manera general la reforma agraria, y junto al desarrollo de la nueva burguesia.

El partido comunista Mexicano, fundado en septiembre de 1919, no alcanzo a desarrollar la comprencion ni los elementos fundamentales para una politica revolucionaria que le permitiera afirmarse como un centro o el principio de un centro politico independiente, revolucionario y de clase.

Al contrario ya de sus inicios el partido comunista Mexicano contribuyo a cerrar la posibilidad para la clase obrera de organizar ese centro politico, Obregon con su demagogia revolucionaria no se opuso a esto si no que lo estimulo . hizo declaraciones socialistas y hasta dejo de llamarse el "Lenin Mexicano".

En el momento culminante del cardenismo, los gastos de tipo económico fueron superiores al 40%, destinados fundamentalmente al desarrollo de las comunicaciones, la irrigación y el crédito a la agricultura.

El “estado activo”, del cardenismo siguió ensanchando la estructura institucional. En 1934, Abelardo Rodríguez había creado la Nacional financiera (NAFINSA), cuya tarea original era administrar los bienes raíces que la crisis económica anterior había dejado al sistema bancario por quiebras de los prestatarios. Empezó a actuar como sería en el futuro: el banco de desarrollo del gobierno. Ante los conflictos con las empresas eléctricas extranjeras, se creó la Comisión Federal de Electricidad, que con el paso del tiempo sería la empresa dominante.

La Gran Depresión golpeó muy duramente al comercio exterior de México al cerrarle mercados a algunas de sus materias primas, pero durante el primer año de gobierno de Cárdenas, el intercambio con el exterior se había recuperado bastante y la exportación ascendió a poco más de doscientos millones de dólares.

Cuando Cárdenas asumió la presidencia, la producción de petróleo, aunque baja respecto al pasado, iba en aumento. El esfuerzo mexicano por colocar su petróleo en los países del Eje y en América Latina permitió que las ventas al exterior subieran. A partir de entonces y por muchos años la producción de PEMEX se destinaría básicamente a cubrir el mercado interno, en el corto plazo el petróleo dejo de ser un proveedor de las necesarias divisas extranjeras.

Mexico, podía aprovechar la experiencia derivada de la industrialización de los países capitalistas avanzados para no repetir sus errores ni pagar su enorme costo social, buscaba una “industrialización consciente”; construir un México de ejidos y de pequeñas comunidades industriales.

El cardenismo visualizaba al México del futuro como un país predominante agrícola, rural y cooperativo. Empezó a sustituir importaciones de bienes de consumo. Aparecieron nuevas industrias y se encumbraron nuevos empresarios.
Cárdenas adoptó una línea bastante clara con relación al movimiento obrero. Tomó el Plan Sexenal, y apoyó la cláusula de exclusión y el rechazo de “sindicatos blancos”. Este proyecto, llevó a Vicente Lombardo Toledano y a la CGOCM a encabezar, un bloque de organizaciones sindicales de respaldo activo a la política del presidente. El Pacto de Soliradidad tenía por objeto neutralizar las presiones del callismo y sentar las bases de un magno congreso obrero y campesino del cual pudiera surgir una central única de todo el movimiento laboral, la nueva organización debería aceptar como premisa la existencia de la lucha de clases y la imposibilidad de la cooperación con la clase capitalista.


Cárdenas insistió en que no era necesario expulsar a Calles y a sus seguidores. En abril cambió de parecer, y el ex Jefe Máximo y Morones fueron sustraídos sorpresivamente de sus domicilios y exiliados. La reacción negativa de los empresarios a la política obrera cardenista, subrayan la necesidad de poner fin al conflicto entre las agrupaciones obreras y dar paso a un frente unido de los trabajadores.
Desechó los temores de que los comunistas pudieran ponerse al frente de la nueva pirámide porque a su juicio la raíz de la agitación obrera era básicamente el incumplimiento de las justas demandas de las masas trabajadores.
Lombardo Toledano fue electo secretario general de la CTM. Los estatutos de la confederación refrendaron el principio de la lucha de clases, y la transformación de la sociedad capitalista en socialista. La lucha ideológica sería por el fin de la historia: la sociedad socialista y la abolición de la propiedad privada.


Cárdenas había propuesto que los salarios no se fijaran según el péndulo de la oferta y la demanda de trabajo, sino según el péndulo de la oferta y la demanda de trabajo, sino según la capacidad de cada empresa para seguir actuando de manera redituable. El criterio abrió aún más las puertas del conflicto laboral y las huelgas aumentaron.
Entre los conflictos más espectaculares de 1936 es el de los ferrocarrileros, que llevaría a la nacionalización de esa actividad y el de los trabajadores agrícolas de la Laguna. La huelga contra toda la industria petrolera, se volvió un problema político nacional que obligó al gobierno a intervenir para evitar que la paralización de actividades dejara al país sin combustible.


La nacionalización de la industria petrolera, una de las decisiones de mayor peso en el futuro y la conformación de la nación de la historia de México. El apoyo del gobierno a las demandas obreras condujo a la expropiación de las empresas, lograron contratos colectivos con ganancias sustanciales para los trabajadores.

En 1929, calles fundo el Partido Nacional Revolucionario , para unificar en una sola organizacion a las diversas tendencias y partidos menores en que se apoyaba el regimen de la burguesia nacional y "Reglamentar" en consecuencia dentro de un mismo aparato politico.

México aceptó desde el principio pagar lo que debía tomado, pero no inmediatamente sino dentro del plazo de diez años fijado por la ley. El gobierno de Washington sugirió entonces como única solución que México devolviera lo tomado, a lo cual Cárdenas se negó. El gobierno norteamericano y británico, contribuyó a bloquear la expropiación, prohibiendo a sus dependencias que lo adquirieran. Cárdenas abandonó la presidencia y no llegó a un arreglo definitivo con la mayor parte de las empresas expropiadas.

Cárdenas debió tomar una decisión definitiva y en noviembre de 1939 el PRM anunció que su candidato para el sexenio 1940-1946 sería el exsecretario de Guerra, general Manuel Ávila Camacho. La rivalidad entre Camacho y Almazán, tuvo muchos encuentros de guerra, pero se le dio la victoria a Camacho.

Al entregar la Presidencia, el partido del gobierno seguía sosteniendo que la lucha de clases era el motor del desarrollo histórico. Con el correr de los años se afianzaría la idea de que al finalizar el sexenio de Cárdenas, había llegado también a su fin la Revolución Mexicana.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada